Tantra 2017-07-07T09:57:54+00:00

QUE ES EL TANTRA, NEOTANTRA y SEXUALIDAD CONSCIENTE

Yab yum estatuas doradas Tantra Esencia de Vida

El Tantra, el Neotantra y la sexualidad sagrada son caminos de evolución espiritual, de expansión de la consciencia y de manejo de la energía sexual. A través de técnicas y de conocimientos antiguos y modernos redescubrimos nuestro potencial y conectamos con la alegría de vivir la vida con dicha, plenitud y libertad.

El Tantra es mucho más que solo sexo, es un camino integral y holístico que centra nuestra atención hacia el interior. La energía sexual es creadora, transformadora, sanadora y liberadora, no solo localizada en la zona genital.  Si nuestra propia existencia fue creada por esta maravillosa energía, ¿no deberíamos aprender a canalizarla como es debido? ¿De cuánto tiempo al día dispones para ti?

¿Y de cuánto tiempo a la semana dispones para tu relación de pareja?

Con el Tantra aprendemos a trabajar, sentir y respetar nuestro organismo como templo sagrado maleable y móvil, como algo que necesita atención, mimo, amor y continua relajación, algo merecedor de sensibilidad,  gozo y expresión.

Beso Tantrico Tantra Esencia de Vida

La vía del Tantra es un camino de crecimiento ilimitado, una toma de consciencia profunda y constante del aquí y el ahora. Sexualidad y espiritualidad, de la mano, nos muestran el cómo y el porqué de lo vivido.

Los tántricos buscamos la felicidad, la armonía y la liberación a través de nuestra práctica espiritual diaria; la meditación nos ayuda a encontrar la paz, el equilibrio en nuestro interior y la desidentificación del ego. Usamos la sexualidad más allá del goce propio y del placer del otro. Como todo sabemos, el sexo desarrolla una profunda afectividad y la conciencia de la personalidad. Aprender el arte de transmutar la energía sexual exige apertura mental y precisa romper con lo aprendido. Te animamos pues a cambiar tus prioridades porque, cuando inviertes tiempo y energía en el autodescubrimiento y en el autoempoderamiento físico, mental, emocional y espiritual, empiezas a sentir y comprender qué es y dónde está el verdadero amor.

Si buscas una vida plena, gozosa, desapegada y libre de sufrimientos, no esperes a tener pareja; empieza a cultivarte a ti mismo o a ti misma. Lo demás fluirá por sí solo.